factores de riesgo

0

La pielonefritis aguda es un síndrome de infección del tracto urinario (ITU) grave; otros síndromes de ITU incluyen ITU febril (ITU acompañada de fiebre, independientemente de la presencia o ausencia de dolor o sensibilidad en el flanco), prostatitis aguda y bacteriemia de origen urinario. Estas condiciones pueden precipitar una respuesta desregulada del huésped que da como resultado sepsis o shock séptico. Una mujer saludable de 35 años de edad se presenta con urgencia urinaria, disuria, fiebre, malestar general, náuseas y dolor de flanco. Durante un viaje reciente a India, ella tomó una fluoroquinolona para la diarrea.

En el examen, la temperatura es de 38.6 ° C, el pulso de 110 latidos por minuto y la presión sanguínea de 105/50 mm Hg; tiene sensibilidad suprapúbica y de flanco, sin sensibilidad abdominal. El recuento de glóbulos blancos es 16,500 por milímetro cúbico, y la concentración de creatinina sérica de 1,4 mg por decilitro (124 μmol por litro) (medida más reciente antes de la presentación, 0,8 mg por decilitro [71 μmol por litro]) El análisis de orina es positivo para la esterasa y los nitritos leucocitarios. ¿Cómo evaluarías y administrarías este caso?

Johnson JR, Russo TA. Acute Pyelonephritis in Adults. N Engl J Med [Internet]. 2018 [citado 22 Ene 2018];378(1).

Fecha: #

Abstract: The most appropriate targets for systolic blood pressure to reduce cardiovascular morbidity and mortality among persons without diabetes remain uncertain.We randomly assigned 9361 persons with a systolic blood pressure of 130 mm Hg or higher and an increased cardiovascular risk, but without diabetes, to a systolic blood-pressure target of less than 120 mm Hg (intensive treatment) or a target of less than 140 mm Hg (standard treatment). The primary composite outcome was myocardial infarction, other acute coronary syndromes, stroke, heart failure, or death from cardiovascular causes. Leer más…

Fecha: #

Resumen: El daño pulmonar agudo ocasionado por la transfusión o TRALI (por sus siglas en inglés), definido como la aparición de un distrés respiratorio agudo en un paciente recién transfundido, pasó de ser considerado una complicación infrecuente de la terapia transfusional a ser actualmente la principal causa de mortalidad por transfusión, según sistemas de hemovigilancia de Europa y Norteamérica. Su desarrollo en forma clínicamente reconocible se atribuye a la interacción entre factores dependientes de la unidad transfundida (tipo de componente, presencia de sustancias biológicamente activas, etc.) y el estado de las respuestas celulares en el receptor. Leer más…

Fecha: #