Marzo

0

2 de marzo de 1895: nació Antonio María Béguez César en Santiago de Cuba. Destacado pediatra cubano, describió por primera vez en el mundo la inmunodeficiencia conocida como síndrome de Béguez-Chediak-Higashi.

4 de marzo de 1876: Horacio Ferrer Díaz nació en la provincia de Matanzas. Dirigió a inicios del siglo XX la vacunación antitífica en el ejército nacional, primera experiencia de ese tipo en América Latina.

6 de marzo de 1960: falleció el médico Horacio Ferrer Díaz, militar que tuvo la responsabilidad de desarrollar la primera vacunación antitífica masiva en Cuba.

15 de marzo de 1895: un enfermo de difteria en Matanzas es tratado por el Dr. Vicente de La Guardia Madan con la antitoxina cubana y curó en 24 horas. Fue una de las primeras experiencias de inmunoterapia específica exitosa en el país.

22 de marzo de 1803: el gobernador de la isla de Cuba, Marqués de Someruelos, entregó al doctor Tomás Romay tres cristales con pus vacunal traídos por Felipe Facio desde Filadelfia el 22 de enero y el 7 de febrero. Romay lo administró primeramente a sus hijos, pero no hubo respuesta alguna; los doctores Bernardo Cózar y Francisco Martínez obtuvieron un buen resultado en otro niño con el mismo producto.

30 de marzo de 1849: falleció en la Habana, a causa de un cáncer, el doctor Tomás Romay Chacón a los 85 años de edad. Puede se considerado la figura fundadora de la inmunología en Cuba, al extender el uso de la vacunación en la isla.

31 de marzo de 1867: nació en Matanzas el doctor José Antonio Valdés Anciano, el primero en el mundo que trató exitosamente con el suero antidiftérico a una enfermedad diferente a la difteria.

31 de marzo de 1923: exactamente el día en que cumplió los 56 años, falleció José Antonio Valdés Anciano, médico de vastísima cultura y con una de las más grandes bibliotecas personales de Cuba. Aplicó con éxito la antitoxina diftérica en otra enfermedad, una bronquitis por estreptococo.

Haga un comentario

Los campos con asterisco (*) son obligatorios.

*